Julia Vial, Conductora Mañaneros: “Pompón es como mi otro hijo…”

Su hija de 4 años fue la motivación para traer a casa a Pompón, un conejito que hoy tiene poco más de un año y que se robó el corazón de toda la familia. El rostro de La Red nos recibe en su casa, pese a tener la agenda más que copada, donde la pequeña Julia es prioridad. En conversación con nuestra Periodista, Andrea Donoso, nos permitirá reexionar sobre la Tenencia Responsable de mascotas, el cuidado de lo que nos rodea, gracias a su ejemplo de reciclaje, y volver a valorar cómo la relación con una mascota es positiva en la formación de niños y en las conductas de las personas por siempre.

Hacemos zapping y los rostros se repiten de canal en canal, al punto que no sabemos si el zapeo es nuestro o es de ellos, que un día parecen en una casa televisiva y rápidamente se les ve en otra. Sin dudas nos confundimos, pues estamos seguros no hemos apretado la tecla para cambiar, pero los animadores aparecen en un canal al que, se supone, no pertenecen. Entonces llegamos a La Red y la voz de Julia Vial pone el equilibrio, no hay error, logo y rostro concuerdan por trayectoria.

La destacada Periodista de La Red ha tenido una fructífera carrera en televisión que se ha hecho de manera seria. Así, se inicia como panelista de espectáculos, en el programa SQP, año 2001. Desde entonces ha participado y encabezado varios espacios televisivos, como Pantalla Abierta y En Boca de Todos (Canal 13). Y el 2006 emigra a su actual casa televisiva, La Red, para integrarse a Intrusos. Siete años después asume la conducción del matinal Mañaneros, que, como ella dice, “me encanta, lo pasamos chancho. Somos un grupo de amigos que nos entretenemos mucho haciendo el programa y eso se transmite por pantalla”.

Pero la inteligente Julia Vial transmite mucho más que eso. Para nosotros, una Periodista completa, todo terreno, preparada para hoy hacer un programa de farándula y, al mismo tiempo, estar frente a la lectura de noticias o entrevistando a la Presidenta. Sin duda, un buen rostro para SuperMascotas, para hablar sobre mascotas, animales y el cuidado de lo que nos rodea en la formación de los niños y en nuestro aporte a una mejor sociedad.  Algo que Julia lo lleva en su espíritu, pues en su infancia y juventud vivió en Pirque, donde crió, adoptó y recogió muchos perros y gatos. Inculcando su familia el signicado de tener a su cuidado una mascota. “En mi casa siempre se enseñó, que si bien los perros no podían estar dentro de la casa, sí había que cuidarlos, darles comida, agua y cariño”.

Esa responsabilidad y amor enseñado desde pequeña, hoy ha llevado a que ella haga lo propio con su única hija, Julia, de sólo 4 años de edad.  Fue la pequeña la que motivó a la Periodista a traer a casa a Pompón, un conejo enano que, como conesa, “nunca fue o lo sobrealimenté, lo que también puede ser una opción. Él llegó de meses a la casa, en noviembre de 2013 y decidí tener un conejo, porque mi hija no tenía mucha relación con los animales, no le gustaban los perros ni los gatos. Frente a ese escenario pensé que una buena mascota para traer a la casa y que ella no se asustaría, sería un conejo. Y así efectivamente fue. Además quería que se acostumbrara al hecho de tener una mascota y la responsabilidad que ello signica”.

En un buen número los chilenos no tienen incorporado el concepto de Tenencia Responsable. Según estudios muchas mascotas que son regaladas o adoptadas en Navidad, pocos meses después son abandonadas.

Pero no es lo único que los chilenos no cuidamos o no respetamos. Cuidar el medioambiente y hacerse cargo de nuestra basura es otro tema que pocos tienen incorporado. ¿Cuál es tu posición frente a este tema? 

Yo reciclo y me da gusto ver que en las casas, cada vez más, se recicla. Se separa el vidrio, el cartón, el plástico, y creo que de a poco se ha ido inculcando, principalmente entre los más chiquititos; en el jardín o en el colegio se lo están enseñando y eso es muy importante. Los niños tienen más conciencia que los adultos y eso sirve para que uno se incentive para tener distintos basureros, con distintos colores, para las diferentes cosas que vas reciclando y después llevarlo al Punto Limpio.

“Pompón deberíaganar el Óscaral Mejor Actor.”

¿Cómo ha sido este poco más de año junto a Pompón y por qué un conejo?

Toda mi vida, antes de casarme, tuve muchos perros y gatos recogidos de la calle, que me regalaron o que me dieron en adopción. Después, ya en pareja y durante muchos años no tuvimos mascotas hasta que llegó Pompón.  Y por qué un conejo, porque el ladrido del perro asusta a mi hija y con el gato no tiene mucha buena onda y en ese sentido, pensamos con mi marido (Leopoldo Muñoz, crítico de cine) que un conejo era una buena opción para que ella comenzara a familiarizarse con los animales y así fue. El conejo es más tranquilo, no ladra ni maúlla, no mete ruido y eso los hizo acercarlos.  Finalmente la que le hace más cariño a Pompón y la que está más pendiente de él, soy yo. Mi hija lo cuida, le lleva su zanahoria, pero la que más chochea con el conejo soy yo, ya es parte de la familia el conejo.

¿Qué dicen tus amigos y familia de tu mascota?

Es que para ellos no es que yo tenga un conejo, porque Pompón es parte de la familia. Pompón tiene casa, Pompón tiene mil juguetes. A veces digo: me tengo que ir, porque no le he dado la zanahoria a Pompón. Pompón tiene distintos platos de agua, por diferentes lados. Pompón es como mi otro hijo.

Y si es considerado como tu otro hijo, ¿cómo lo hacen cuando viajan o salen de vacaciones? 

Siempre queda una persona a cargo de Pompón, para que le dé comida y para que él no se sienta solo, porque él se siente así cuando uno no está. Pompón no es el típico conejo. El está libre, afuera en el patio y uno sale y lo primero que hace es acercarse.

Los animales son parte de nuestra vida, de nuestra familia y hay que hacerse cargo de ellos y cuidarlos. Durante las vacaciones hay que conseguirse que alguien se quede con ellos o que venga y les den su comida, el agua, para ver si les pasa o necesitan algo. Otra alternativa es que han  aparecido bastante hoteles de mascotas, donde lo puedes llevar, pero yo nunca he llevado a mi conejo ahí, porque soy bastante aprehensiva con Pompón.

Y siendo tan aprehensiva has pensado en él como papá. A los conejitos les gusta tener hartos hijos.

Ya le traje una polola, estuvieron una semana, dejaron la escoba y hoyos súper profundos para arrancarse, así que la polola fue invitada a salir. Tuvieron conejitos, pero se murieron, así que vamos el próximo año por el segundo intento de hijos de Pompón.

Por lo que cuentas, Pompón no es un conejo común y corriente.

Pompón debería ganar el Oscar al Mejor Actor, él tiene una personalidad más de perro que de conejo. El me persigue por toda la casa y en el lugar donde yo estoy, se echa de costado, como un perro. ¡Es muy chistoso! Yo antes cerraba la jaula de noche para que no le diera frío en invierno. Un día me rasguñó, porque no quería más estar así. Yo dije ok, entonces lo dejé libre en la noche, pero de repente me despierto y veo que Pompón me está mirando por la cortina, justo por el hoyito que queda cuando ésta no fue bien cerrada.

Fue precisamente este lado travieso y juguetón de Pompón lo que llevó a Julia a buscarle una polola. Antes de su llegada, el conejito varias veces se comió los cables del teléfono y hasta mostró un interés desmedido por una pelota. Ya con la polola en casa, no sólo intentó huir, sino que además se mostró más arisco que de costumbre y dejó de comer. “Estaba enloquecido”, resume la Periodista.

No obstante, esa locura no fue lo que más asombró a la animadora. “Lo más atroz que me ha pasado con él fue un día que llegué a la casa, me acerco para saludarlo y hacerle cariño y estaba como muerto. Yo empecé a llamar a mi marido para irnos al Médico Veterinario. Yo lloraba porque se había muerto Pompón y cuando llega mi marido, me pregunta por qué estoy llorando y le digo que por Pompón, porque había muerto, pero él me muestra a Pompón y me dice que está saltando. Pompón me había hecho la performance del siglo. Le saqué fotos de él fallecido, porque era tan impresionante, pero él después estaba como si nada”.

En lo profesional, ¿cuáles son tus proyectos para este 2015? ¿Ganas de nuevos proyectos?  

Estoy contenta. Este 2015 sigo a cargo del matinal. Estoy bien tranquila, con las ganas de seguir conquistando nuevos públicos con nuestro programa y consolidarnos aún más.  Yo no sueño con hacer otra cosa, yo me tomo la vida con más calma. Mi prioridad hoy es mi hija, siento que ella es la que más me necesita en las tardes, porque tiene muchas terapias y tengo que acompañarla (para potenciar al máximo las capacidades de su pequeña Julia con Síndrome de Down). Y he tenido la fortuna de trabajar en las mañanas y tener libres las tardes. Estoy aprovechando a concho a mi hija y a mi conejo.

Dedicada y entregada que, profesional como se caracteriza, supo compatibilizar todo su accionar para darnos esta entrevista y sesión fotográca en una de las calurosas tardes de diciembre, en medio de una agenda recargada por los eventos de n de año y los cuidados de su hija y de Pompón.

Entonces logramos pueda posar con su conejo, tarea no fácil. Pompón, cual divo, se hizo esperar y, el a su carácter, manifestó lo que no le gusta. Entonces, una vez más, los cariños, besos y mimos de Julia Vial, lograron vencerlo y se fotograó para nuestra Revista como toda una estrella.

Especial mascota que a la destacada Periodista de La Red le permite mantener vivo su amor por los animales y traspasárselo a su hija, consciente de que este contacto es benecioso en la formación de una persona. Como sin duda lo fue en ella, cuando de pequeña abrazó el cuidado por las mascotas abandonadas por quienes un día las quisieron para ellos, pero nunca entendieron que se trata de un para ellas que, nalmente, genera un benecio para nosotros si las adquirimos responsablemente.

donosoAndrea Donoso
Periodista / Prensa SMMA
prensa@supermascotas

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *