Patricio Frez: “Hoy todo es desechable. No les gustó el perro, lo van a botar”

Es la voz de las mañanas para muchos chilenos, pero el carismático animador decide dejar la televisión para transformarse en Pastor Evangélico. Tras seguirlo en apretada agenda supimos más detalles de cómo se gatilló este cambio, de la paradoja de su último diálogo con Felipe Camiroaga y, en defi nitiva, como su voz seguirá presente entregando un nuevo mensaje y no sólo en las mañanas.

La voz en off  del Buenos Días a Todos durante años se mantuvo en las alturas del estudio, nadie conocía su rostro,  nalmente un día descendió, entonces, apareció Patricio Frez. La acción se repitió pocas veces en su carrera y la última fue para anunciar su retiro, poco tiempo después de la pérdida de Felipe Camiroaga.

Era el minuto para cerrar nuestra prometida portada con la Voz del Matinal de Chile, a quien conocemos de la ciudad de Los Ángeles donde trabajó con mi familia materna. Las veces que hemos estado juntos han sido distanciadas en el tiempo; como si nos hubiéramos visto ayer, su simpatía y cariño hacia los que conoce no se pierde, su sencillez se agradece.

Nos recibe en su nueva casa laboral, un trabajo al que regresa como el hijo pródigo. Patricio Frez se ha transformado en un Pastor Evangélico como lo fue su padre, Raúl Frez Tapia. Es la Iglesia Cristiana Renuevo, en la Reina, desde donde también se conecta a la radio evangélica para aportar con su profesión.

Volvemos a su último día en televisión. Su tono cambia, su discurso se envuelve en bendiciones para todos con los que trabaja desde hace 20 años y la palabra Dios comienza a repetirse. El Pato está decidido a ir en busca de Él y quiere hacer un camino en el que pueda sumar a muchos. Su voz se apaga en el matinal de Chile, va desapareciendo, dejando a un lado al destacado animador y dando paso a la voz del Pastor Evangélico.

Espíritu Angelino

Voz que estaba en su esencia y que conoce por su padre en la ciudad de Los Ángeles donde vivió desde los 7 a los 20 años. Ahí están sus primeros recuerdos con los animales y mascotas como “los perritos que tenía mi abuela paterna que eran muchos, al punto que yo peleaba con ellos porque creía que me robaban el amor de mi abuela Isabel”.

Luego tuvo los suyos y recuerda el dolor provocado por la pérdida de Terri, “fue terrible porque lo mató un camión de la Inforsa de la Papelera que iba por Manuel Rodríguez. A  la nana se le quedó el portón abierto… Me tiré en contra de la Nana, pobrecita. Era un perro ‘mecánico’ porque pasaba lleno de grasa, estaba siempre metido en medio de los autos”.

Nace en Valparaíso, pero Los Ángeles lo marca en lo que logrará profesionalmente y también en su cambio. Aquí tiene fuerte contacto con el campo, sus costumbres y los animales, son los años de “montar a caballo, del perro sufrido del campo, ese que va para todos lados, que te hace caso en todo. Recuerdo mucho cuando preparaban al percherón para tirar las cabritas. Te acuerdas de las cabritas, que son un carrito que caben 2 personas no más, un eje. Y viajábamos desde Los Ángeles a San Gerardo donde está el río Rarinco”, se le ilumina la cara, no hay dudas, en él está el espíritu por lo natural, por lo simple.

Se reconoce como alguien no apegado al tema mascotas, aunque le encantan. La explicación es entendible, fue mordido gravemente por perros vagos cuando “fui a ver a una polola en la calle Vicuña Makena (Los Ángeles) y me agarraron unos perros y me hicieron tira las piernas. Entonces les tengo mucho temor a los perro callejeros”.

La experiencia no infl uye en él para valorar la importancia del contacto con animales, el que recomienda desde temprana edad “a todas las personas, porque si trata bien al animal, va a tratar bien a las personas. Genera un sentimiento de respeto. Si eres capaz de respetar a un animal, con mayor razón estás capacitado para respetar a un ser humano”.

¿Cómo ves el problema de los perros vagos?

Veo mucho vacío en las personas y tratan de llenarlo con las mascotas y, a veces, cuando las mascotas se les enferma o ya no les sirven, las botan. Entonces es como el ref ejo de lo que hoy está pasando en la vida, todo es desechable.  No les gustó el perro, lo van a botar, lo he visto. Veo egoísmo, se compran un perro fino inscrito, para aparentar; es un cariño exitista de las personas, por el gran vacío de todas las personas que hoy día lo llenamos con mascotas, con caballos, con esto y con esto otro y si no nos sirven los botamos.

¿Qué opinas de las posiciones animalistas extremas frente al tema?

Totalmente en desacuerdo, creo que ahí hay una falencia también de alma, terrible. Creo que Dios nos hizo a cada uno en su lugar, no por eso vamos a trapear con los animales. Tenemos que protegerlos, hacernos responsables, pero no podemos comparar a un animal con un ser humano. Encuentro atroz la frase “mientras más conozco al ser humano, más quiero a mi perro”. ¡Por favor! Hay seres humanos terribles, pero no por eso vamos a envolver a toda la especie en ese concepto.

¿La responsabilidad en el tema medio ambiental?

Tiene que ver mucho con lo que hablamos recién, de este sentido de inmediatez, de que todo es desechable, todo es rápido. No nos damos ni cuenta y todos caemos en eso, botamos las cosas, no controlamos el asunto del agua, el uso del gas, etc. Y pasa por este asunto de exitismo, del “ya, ahora quiero esto y para mí”, todo para mí. Creo que vivimos muy poco pensando en el resto de las personas.

¿No valoramos lo que siempre decimos es lo importante, las cosas simples?

No, no lo hacemos. Somos campeones de los eslóganes. Y la publicidad, la televisión, la radio, el diario, las revistas, se encargan de exacerbarlos, y te hacen sentir bien:“lo más importante es la familia, lo más importante es tener una relación con Dios” y, en la práctica, no lo haces. Mientras no haya un conocimiento real de quién es Dios, creo que las personas divagamos.

¿Cómo te hace clic al cambio?

Por el vacío que sentía en mi alma. Una insatisfacción que no llenaba ni los premios del Buenos Días a Todos, ni de los Periodistas de Espectáculos, ni la rutina diaria del trabajo. Entonces cuando ocurre eso digo: “No, aquí tiene que haber algo más”, y vuelvo a la Iglesia el año 2001. Vuelvo porque yo soy hijo de pastor, lo viví desde pequeño en Los Ángeles. Hay un pasaje, Lucas 15 que habla del hijo pródigo, yo creo que fui eso. Claro, no vuelvo en la miseria material, pero sí en la espiritual. Y eso gatilla en mí volver a Dios.

Te viste envuelto en eslogan ¿la vida es un eslogan?

La vida no es un eslogan, la vida tiene más profundidad, pero uno se acostumbra y es seducido por ello,s que son muy bonitos. No digo que no sean necesarios de repente, si hacen carne en ti. Pero generalmente vivimos ciertos eslóganes que los repetimos unos a otros,  pero no estamos convencidos de eso. Me di cuenta que yo ayudaba a eso. Creo que cuando la palabra de Dios, la Biblia entra en nosotros, ahí empiezan los cambios.

Cuando reconocemos, por ejemplo en mi caso, que había un plan perfecto para la humanidad, Romanos 3:23 dice: ‘Por cuanto todos pecaron y están todos destituidos de la gloria de Dios’.  Por tanto no había opción para nosotros y cuál es la opción, a través de Jesucristo. Eso me cautiva, al descubrir que tengo algo más, como decía Nick Vujici, en el último día que estuvo con vida Felipe Camiroaga, eso nos permite entender que, a través de Jesucristo podemos obtener la vida eterna. Porque viviremos 90 ó 100 años, ¿qué son 90 ó 100 años con toda una eternidad?

Varias veces has recordado lo que hablaste con Felipe cuando le dijiste que te irías

Y hablamos de este tema, de la eternidad. Echaba tallas con respecto a eso de vivir tantos años, pero yo le decía que era una vida totalmente distinta. Me decía es algo maravilloso, poder vivir una vida sin envidias, sin egoísmo, sin muertes, sin enfermedades. Le dije que para eso hay que optar. Dios te dice o esto o lo otro,  esto es blanco o es negro, como hace mucho tiempo no se dice en los púlpitos de la Iglesia Católica y la Evangélica, es cielo o es infierno.

Ahí le comunicaste que te retirarías

Sí, hacía 6 meses y me dijo, ‘pero Pato, espérate un poquito ¿por qué no te vas cuando yo me vaya…?’ – Se produce un silencio entre nosotros –  Luego Patricio retoma. Y mira como se dieron las cosas de la vida, me fui cuando él se fue.

¿Y se habría ido él también?

Yo creo que él se habría ido el 2013. Pero no se habría ido de televisión, si no que habría dejado el Buenos Días a Todos para hacer un programa franjeado una vez a la semana. Porque él quería disfrutar del campo, él quería disfrutar de la vida.

En el programa de Tv evangélica, dijiste que se le acabó el tiempo.

Sí, quería hacer otras cosas, pero se le acabó el tiempo. Nada es para siempre, lo único seguro que tenemos tú y yo, y los animales, es la muerte. Por eso hay que vivir cada día su propio día y esto no es un eslogan, cada día tiene su propio afán y su propio mal. Por eso hay que vivir el día.

¿Cuál es el afán de Patricio Frez hoy?

El afán de hoy día es que Rodrigo Rincón se convierta totalmente al Señor, como lo es su familia, su tío Jaime González… Reímos todos, el animador no desaparecerá.

¿Por qué hoy no tienes mascotas?

Porque no tengo tiempo para cuidarla y porque vivo en departamento y en los edificios no se puede tener. Y acá (la Iglesia) no tengo espacio tampoco, no tengo patio. Pero, Javiera, mi hija menor, ¡¡¡quiere mascotas!!! Ella ansía, me dice papá ¿cuándo vamos a poder tener una casa para tener una?. Es un tema pendiente con la Javi, porque la tiene que tener. Así es que, a lo mejor, vamos a tener una mascota chiquitita, de departamento.

¿Qué es lo que viene para Patricio Frez?

Cada día tiene su propio afán, no me proyecto tanto. Lo que sí, quiero terminar mis días sirviendo a Dios, armando lo que tú estas viendo aquí. Me gustaría tener una radio, no para mi benef cio, sino para poder formar personas dentro de la radio, la radio es lo que más me fascina. Una radio cristiana, con mensaje cristiano, con valores.

La entrevista ha sido rápida y salvada por nuestro entrevistado. Lo hemos perseguido de su iglesia al canal evangélico y de aquí a la iglesia y, entre medio, más reuniones. Es que el animador bajo de la sala de dirección para despedirse como voz del Buenos Días a Todos, el matinal de Chile, sin quererlo su voz vuelve a subir, pero con otra fuerza, ahora desde la Iglesia Renuevo, sin duda su compañía será para todos quienes necesiten escuchar, mañana tarde o noche.¡¡¡Mucha suerte, Pastor Patricio Frez!!!

Gracias a al Dr. Germán León, Melipets, Patricio Frez aparece con el perro Pelayo de propiedad de Roberto Pinto. Gran ejemplar de Bulldog Inglés que busca pareja. Cel:  09-6407001 / esrobertope@hotmail.com

Rodrigo Rincón
Director Editor
Master of Arts
Ciencias de la información
Universidad de Navarra
director@supermascotas.cl