Hemorragia Pulmonar Inducida por Ejercicio: Peligrosa Manifestación de Potencia Equina

Admiramos su fuerza al punto de usarlos para medir la potencia de motores. Sin embargo, al igual que éstos, una sobre exigencia de nuestros caballos deportistas puede llegar a fundirlos y ocasionarles la muerte. Desde Ñancul, Villarrica, junto a nuestro Columnista experto, Dr. Iván Herrera, Empresa FertyVet, Círculo SMMA, aprendamos como funciona y lo que se puede esconder detrás de una HPIE, Hemorragia Pulmonar Inducida por Ejercicio.

El suelo parece ser perforado desde abajo cuando se tiene la oportunidad de sentir toda la fuerza de un galope desarrollado al máximo por un caballo. Una potencia que en los ejemplares deportistas, al llegar a máximas velocidades o esfuerzos, la presión sanguínea aumenta, al punto en que se rompen los alvéolos pulmonares provocando hemorragia.

Es la potencia de un animal tan admirada, que no por nada la mecánica la ha adoptado para calificar el poder de sus motores. Pero los reales caballos de fuerza en su desempeño pueden presentar hemorragias de magnitud leve y grave. De las primeras, sus propietarios no se percatan, ya que no hay evidencia de sangrado por las narices. Cuando son graves es abundante el sangrado, al punto de poder provocar la muerte.

La Hemorragia Pulmonar Inducida por Ejercicio, HPIE, es una condición frecuente en caballos que, en el caso de los Finas Sangre Carrera, se describe en un 80%, en Cuartos de Milla un 50% y en Chilenos, lamentablemente, no tenemos datos. La falta de estudios puede estar dada, porque en la mayoría de las HPIE no se observa el sangrado en las narices, lo que hace pensar que muchos caballos sangran, pero los propietarios no se dan cuenta, sólo se percatan de tos y falla en rendimiento.

Existe una relación con caballos muy buenos y sangradores, ya que siempre son caballos que se esfuerzan más de su capacidad pulmonar.

Cómo Enfrentarlo

Lamentablemente no hay un tratamiento definitivo para la problemática, pese a numerosos productos en el mercado. Lo único que está probado que ayuda son los diuréticos, los que al estimular la producción de orina disminuyen la presión sanguínea minimizando o evitando el sangrado. Sin embargo, su aplicación está limitada una a dos horas antes de someter a los caballos a la competencia.

Para poder diagnosticarlo tenemos las herramientas de la endoscopía y el lavado traqueobronquial. La primera se recomienda hacerla de rutina después de ejercicios o competencias fuertes, mientras que el lavado traqueobronquial tiene la ventaja de poder pesquisar cuadros de hemorragias hasta 21 días antes del examen, ya que se observan macrófagos con eritrocitos fagocitados en su interior.

Por ahora ésas son las formas que tenemos para de alguna manera estar atentos ante esa desbordante potencia que pareciera traspasar el suelo, como si desde el fondo de la tierra ésta golpeara queriendo abrirse paso.

dr_ivan_herreraDr. Iván Herrera
Círculo SMMA / Médico Veterinario
FertyVetFertilidad y Veterinaria
+56 9 98682353 – iherrera@equinos.cl
veterinariaherrera@gmail.com – www.equinos.cl
Ñancul, Villarrica

Guardar

Guardar